Logo de Genesis Data, Colombia

Servicios especializados en telecomunicaciones

domingo, 18 de febrero de 2018

Nuestro Blog

Atrás

Cúal debería ser la temperatura correcta en un Datacenter?

Temperatura y Humedad en Datacenter, DCIM  Monitoreo en Tiempo Real

De acuerdo a las publicaciones técnicas acerca de las temperaturas correctas de operación de un Datacenter y de los valores con los cuales operan los Datacenter de grandes empresas e información que complementa la norma TIA/EIA-942, es importante analizar el tema de la temperatura y humedad del Datacenter, debido a que allí hay una importante fuente para la eficiencia energética y térmica.

De acuerdo con NP Consuting, la temperatura de la cual se habla no es la temperatura del Datacenter como tal, sino la temperatura del aire en el punto frontal de ingreso a los servidores para su refrigeración.  En muchos casos aún se sigue con la vieja idea de la "sala blanca" o “el frigorífico”, con unas temperaturas de quirófano dentro del Datacenter que en otras épocas tenían como objetivo controlar la humedad debido a que dentro de la misma sala había impresoras y otros dispositivos que utilizaban papel, como por ejemplo las antiguas tarjetas perforadas, también debido a la inexistencia o dificultad de contar con aires acondicionados de precisión en esas épocas, hoy en día estos conceptos han sido revaluados.

Mantener la temperatura adecuada de forma estabilizada y controlada dentro del Datacenter es una pauta fundamental del control ambiental que debe asegurar un DCIM, permitiendo el establecimiento y ejecución de una política claramente definida que contribuya a tener un Data Center robusto, confiable y durable. Actualmente en el mundo de IT, existe una discusión sobre cuál es la temperatura ideal para operar un Datacenter debido a la publicación de las mejores prácticas recomendadas por el reconocido organismo ASHRAE [American Society of Heating, Refrigerating and Air Conditioning Engineers] en 2011, donde la entidad sugiere un rango de operación permitido más amplio según el tipo de Datacenter, es decir, más elevado que lo afirmado en su previa publicación en 2008, y más aún comparada contra la versión del 2004. En 2004 la recomendación de operación era entre 20 °C y 25 °C; en la publicación del año 2008, el rango recomendado se amplió a 18 °C y 27 °C.    Este último es el estándar de facto en muchos Datacenters alrededor del mundo, con una clara tendencia hacia la parte superior del rango mencionado.

Las mediciones típicas de rendimiento y durabilidad en las fichas técnicas de los fabricantes están establecidas a temperatura estándar de 25 grados centígrados para lograr un funcionamiento ideal en rendimiento y durabilidad, devenido de la Ley de Arrhenius [Svante August Arrhenius (1859-1927) Científico físico-químico sueco, galardonado con el Premio Nobel de Química, en 1903] o también conocida como la Regla de los 10 grados.  Esta regla dice que la vida de un componente o material se reduce a la mitad por cada 10 ºC de aumento en la temperatura; aplicado inversamente: Por cada 10 ºC de disminución de temperatura, la vida útil de un semiconductor se duplicará.

En los grandes Data Centers, la temperatura es difícil de medir, ya que no existe un único punto de referencia para tomar la muestra. Por ello las muestras se deben realizar por pasillos fríos y calientes, también se debe obtener el valor de la temperatura en el gabinete en tres puntos al ingreso a los servidores con al menos tres sensores colocados en la parte superior, media e inferior de la puerta frontal del gabinete, en lo posible en la totalidad de los gabinetes.

El principal impulsor para ampliar los límites provino de la necesidad de la industria de tener mayor flexibilidad, y al mismo tiempo, de reducir costos en enfriamiento, para lo cual se debe tener un claro conocimiento de la edad de los servidores y su política de renovación. No es lo mismo renovar los equipos cada tres, cinco o siete años, si bien cuando se compran los equipos nadie lo hace pensando que van durar 5 o 10 años; en la práctica termina siendo mucho más habitual de lo que creemos, ya sea por razones presupuestarias o dificultades de migración.


Si el propietario de los equipos establece que vida útil de sus servidores será de tres años, probablemente no tenga problemas operando dicho Datacenter a 27 °C.  En cambio, si se desea extender la vida útil de los servidores, se debe pensar en un rango de operación más bajo para así prolongar la duración de los equipos.   Como se citó anteriormente, según la Regla de los 10 grados, a menor temperatura, mayor es la durabilidad de los componentes.   Por otra parte, la norma TIA/EIA-942 recomienda como rango aceptable de temperatura entre 20 °C y 25 °C.  por lo que surgen varias dudas acerca de los rangos de operación adecuados respecto a la temperatura en un Datacenter.

Por una parte, están las temperaturas de operación recomendadas por los fabricantes de servidores: ¿Qué rango de temperatura recomiendan los principales fabricantes de servidores?

•            Hewllet Packard: 22 °C

•            Dell: 23 °C

•            IBM: 22 °C

¿A qué temperatura operan los Data Centers de las grandes empresas?

De acuerdo a la información disponible en http://www.datacenterknowledge.com/  la siguiente es la temperatura de operación de Datacenter de las siguientes empresas:

•            Google: 26 °C

•            Sun: 27 °C  

•            Cisco: 25 °C

•            Facebook: 22°C

Según Jason Friedler, jefe de Hosting en Telstra Internacional autor del artículo “The Datacenter Temperature Debate” 3 publicado en junio de 2010, la mayoría de Datacenters alrededor del mundo funcionan a 22 grados centígrados, así mismo, tanto proveedores de servicios de Datacenter como fabricantes (HP, IBM y Sun Microsystems) establecen que sus servidores pueden operan perfectamente a temperaturas de 26°C.


¿Cómo Determinar la Temperatura correcta de operación de mi Datacenter?:

Es importante realizar el cálculo de cuanto se deterioran los equipos si se aumenta la temperatura versus cuanto tiempo se espera que sea su vida útil de servicio.   No existe información sobre la coherencia de criterios entre ASHRAE, los fabricantes de equipos y la EIA/TIA, pero es claro que son los clientes y los dueños de los Datacenters quienes a la hora de seleccionar equipos logren ver las tendencias del mercado al seleccionar fabricantes que garanticen el uso de sus servidores en temperaturas mayores.

Conclusión:

GDCIM® permite valorar esta información y convertirla en eficiencia y ahorro, al considerar que un estimado del 4.5% de reducción en costos de energía se puede obtener por cada 2°C de aumento en la temperatura de operación del Datacenter, lo cual se puede traducir en un ahorro de 11.5% si se aumenta la temperatura de operación de 20°C a 25°C (Temperatura a la que opera el Datacenter de Cisco por ejemplo), lo cual representa un ahorro significativo en costos y disminución de la huella de carbono, sin impactar la disponibilidad.

El sistema GDCIM® Cloud Device permite obtener la temperatura y humedad del Datacenter en múltiples puntos como ductos de suministro, ductos de retorno, pasillos fríos y calientes e incluso dentro de los gabinetes en múltiples puntos de ingreso a los servidores.